Compartir:

(GCM. Ciudad de México 30/03/17) Los vecinos de la colonia Guadalupe del Moral de la Delegación Iztapalapa paralizaron una obra el día miércoles 22 de marzo en protesta por su inconformidad con los gasoductos con los que la empresa Fenosa quiere surtir a Abrasivos Austromex en connivencia con la Delegación y sin permiso de los habitantes. Advierten de posibles desastres por explosión y reportan daños a la salud por los químicos que arrojan las industrias ya colocadas en la colonia.

El miércoles 22 de marzo los vecinos paralizaron una obra de gasoducto en el Eje 6 y pidieron a la cuadrilla que se retirara del lugar, ya que la obra no debía continuar. Declararon que en ningún momento ni las empresas, ni la Delegación, los consultó para su realización. Asimismo, estos vecinos expresaron su inconformidad con este gasoducto y advirtieron sobre las consecuencias desastrosas de explosiones en el subsuelo, así como torres de alto voltaje y el tránsito de transporte de carga por la zona.

El movimiento contra los gasoductos que los vecinos de la colonia Guadalupe del Moral comenzó el 3 de marzo de este año, cuando la Delegación Iztapalapa dio las concesiones a la empresa Fenosa para que introdujera gas natural a la industria de fabricación y distribución Abrasivos Austromex, sin consultar, tal como exige la ley, a los habitantes del lugar. Los colonos pararon el Eje 6 el pasado 9 de marzo y lograron entablar diálogo con la delegación, aunque no se ha llegado a ningún acuerdo. Los vecinos señalan que para sentarse a discutir es necesario que paren las obras y se revisen a profundidad.
Ramón Muñoz Andrade, representante de los colonos, informó en exclusiva para GCM que el gas natural que Fenosa pasa por el subsuelo es inodoro, y por tanto indetectable en caso de fuga, lo que afectaría al consumo de la empresa, que aumentaría, y en caso de accidente sería un desastre que acabaría con el barrio. El gasoducto que quieren hacer pasar por el Eje 6 y la calle Juan Escutia está conectado a otros que vienen de Coatzacoalcos y pertenecen a PEMEX. Por el Eje 6 pasan también cables de alta tensión de la Comisión Nacional de Electricidad. La colonia Guadalupe del Moral cuenta, además, con dos gasolineras, tres gaseras y un cordón industrial en la calle Hermenegildo Galeana. “En la noche, esta empresa [Abrasivos Austromex] emite químicos que al parecer, vamos a hacer la investigación exhausta si corresponde a ello, las personas han muerto de cáncer, la gente últimamente ha estado enferma de la garganta, nos lo disfrazan con olores a maíz, con olores a mantequillas, con carne podrida, y ya es algo que nos perjudica a la salud”, señaló.

Maribel García, nos comenta que los problemas de salud son graves, y que durante el movimiento y la plática con otros vecinos, han detectado que varias personas de la zona han muerto por cáncer y por enfermedades pulmonares, por lo que sospechan que los químicos arrojados por la noche sean los responsables. “En el caso particular, mi hija que tiene 22 años, sufría de que se le cerraba la garganta, no podía respirar y al llevarla al médico le mandaron a hacer una placa y nos indicaron que era fumadora crónica, ella no fuma, en la casa nadie fuma, la convivencia que tiene con sus compañeros no es tal como para que se le pueda decir que pueda ser una fumadora pasiva, en la placa está muy claro cómo está llena de humo en los pulmones (…)Ha habido muertes de cáncer y pues vamos a tratar de hacer investigación para ver qué relación tiene con las industrias si está perjudicando ya de tal forma la salud de los que estamos aquí”, nos dijo.

 

 

 

 

 

 

Compartir: